Page 3 - TequioVol1No1

 

 

 

 

 

Page 3 - TequioVol1No1
P. 3

Presentación








                             El tequio, como práctica ancestral, simboliza la cosmovisión de nuestros
                             pueblos originarios en el estado de Oaxaca. Este vocablo proviene
                             del náhuatl  téquitl, que significa trabajo o tributo, y es una forma
                             organizada de trabajar en beneficio recíproco; es la manifestación de
                             sentirnos parte de una comunidad, del reconocimiento de pertenencia
                             a lo colectivo.
                                El tequio no es sólo la actividad física que se realiza en una tarea de
                             beneficio comunitario, sino que empieza identificando y definiendo una
                             necesidad colectiva y comunitaria, y continúa con la resolución conjunta
                             de esa necesidad, como bien apuntan teóricos y científicos sociales de
                             Oaxaca y de diversas partes del mundo. Recuperar aspectos esenciales
                             del tequio en la Universidad Autónoma Benito Juárez de Oaxaca (UABJO)
                             representa rescatar la amplia solidaridad universitaria para desarrollar
                             y difundir el conocimiento científico y humanístico en beneficio de la
                             sociedad en su conjunto.
                                Hoy me  congratulo al  presentar la  revista  Tequio como  espacio
                             que aspira a ser expresión e impulso de un pensamiento cuyo punto
                             de  partida  es el trabajo de docentes e investigadores de nuestra
                             universidad y de otras universidades, para acercarlo a la sociedad.
                             Se trata de recuperar y aprender de las prácticas y conocimientos
                             ancestrales de nuestros pueblos originarios, que tienen como base el
                             quehacer colectivo y el beneficio mutuo, para convertirlos en valores
                             sustantivos de nuestra casa de estudios y, por qué no decirlo, de las
                             nuevas generaciones de jóvenes científicos que se están formando en
                             nuestras aulas.
                                Quiero agradecer el esfuerzo de la Dirección de Investigación y
                             del Comité editorial de la revista Tequio de la UABJO, por haber hecho
                             posible que esta publicación llegue a ustedes, así como agradecer a los
                             autores y autoras que colaboraron en este primer número, quienes con
                             su aporte difunden los conocimientos que se gestan en los centros de
                             investigación de Oaxaca y de todo el país.







                                           DR. EDUARDO C. BAUTISTA MARTÍNEZ
                                                           RECTOR
                                         UNIVERSIDAD AUTÓNOMA BENITO JUÁREZ DE OAXACA
   1   2   3   4   5   6   7   8