Llama Director de Medicina a la cohesión para no ser botín de grupos de presión en UABJO

  • Los aspirantes a médicos o aprenden y saben o no pueden ingresar, aclara el Dr. Guilebaldo Cruz Cortés
  • Propone concretar la descentralización de la Facultad de Medicina hacia las regiones para evitar más problemas

En la Facultad de Medicina y Cirugía de la UABJO no se puede dar a los aspirantes la oportunidad de pasar sin conocimientos; o aprenden y saben o no pueden ingresar porque un médico no tiene derecho a equivocarse; debe tener los conocimientos necesarios para salvar vidas, afirma contundente el director de la institución, Dr. Guilebaldo Cruz Cortés.

Tampoco se arredra. Dice que no tiene miedo a enfrentar a los grupos de presión, por lo que exhorta a partir del convencimiento generalizado de que quienes deseen estudiar la carrera de Medicina en la Universidad Autónoma “Benito Juárez” de Oaxaca deben cumplir el requisito indispensable de someterse al examen de admisión.

En entrevista, el Médico Cirujano reconoce que “si hay compra-venta de espacios es porque alguien busca y otro ofrece”.

Admite también que desafortunadamente, el inicio de cada ciclo escolar, se ve como momento propicio para desestabilizar y mal-informar. “El motivo principal es desestabilizar para obtener algún beneficio; por eso, durante los conflictos, grupos de pseudo estudiantes y pseudo trabajadores toman las instalaciones universitarias y las roban, las saquean”.

El también maestro en Ciencias Médicas considera que lo importante es cohesionarnos para mantener la estabilidad académica de las unidades, tener todos la misma información de que no hay otra forma de ingreso sino a través del examen de admisión, para no ser presa de chantajes ni botín de los grupos ajenos a la Universidad. De ahí nuestra campaña de “No te dejes sorprender”.

MEDICINA: PRIMERA EN SOLICITUDES DE INGRESO

El Dr. Guilebaldo Cruz Cortés refiere que la Facultad de Medicina y Cirugía de la UABJO es la primera en solicitudes de ingreso; “antes nos ganaba la Facultad de Derecho, pero ya la superamos y ahora estamos por arriba de las demás”, precisa.

Reitera, asimismo, que la institución formadora de médicos no puede crecer si no se tiene más personal docente, infraestructura en aulas y laboratorios, además de camas de hospital, etcétera.

Comenta que la acreditación de la Facultad, lograda por primera vez en 2009 y que se reafirmó en 2015, nos obliga a mantener el ingreso, el egreso, la titulación y una serie de indicadores necesarios para ofrecer un programa de calidad.

Por ello, de los 2 mil 700 aspirantes registrados que asisten a los dos exámenes de ingreso a la Facultad de Medicina, incluyendo a los de Terapia Física y Terapia Ocupacional, “sólo aceptaremos a 350, que son los que podemos atender, porque todo depende de los espacios disponibles”.

Detalla que de los aspirantes que han presentado examen de admisión este año, el que ha obtenido el mayor porcentaje de calificación es de 9.1 y el último de 7, por lo que quedarán unos 600 estudiantes que pasaron la prueba, con resultados de entre 6 y 7, pero no podrán ingresar porque ya no hay espacio.

En el caso de las licenciaturas de Terapia Física y Terapia Ocupacional, informa que el puntaje más alto de calificación es de 7 y de ahí para abajo hasta completar 35 nuevos alumnos de Terapia Física y otros 35 de Terapia Ocupacional, de un total de más de 400 aspirantes.

Señala que ambas terapias ya cumplieron diez años de estar adheridas a la Facultad de Medicina y Cirugía, y requieren de una evaluación para comprobar que su programa de estudios es de calidad.

“Por eso no podemos aceptar un mayor número de alumnos. Se han revisado los mecanismos para incrementar la matrícula, pero no es posible, en tanto no podamos tener mayores recursos”, puntualiza el Director.

Deja un mensaje